HACIA UNA EDUCACIÓN DE CORAZÓN A CORAZÓN . . .
  
    Hace bastantes años, siendo profesor de secundaria, creé con mis alumnos un periódico escolar. Pensé que el aporta de alguna persona popular, que hubiese luchado por ser lo que sentía en su corazón, ayudaría a mis alumnos a hacer lo mismo. Escribí varias cartas a “famosos” y recibí una de “El Perich” en respuesta, con este formidable regalo para ponerlo en nuestro periódico. Creo que una persona que es capaz de decir tanto sobre la educación deseable con un solo chiste, merece estar presente en nuestro intento por conseguirla. “El Perich” murió, él dedicó este chiste a unos alumnos de un colegio, pero siento que estaría encantado de dedicárselo a todos los niños del tercer milenio.
                                                                        Carlos González

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada